Seguidores

miércoles, 27 de octubre de 2010

El precio de tu trabajo

Via FotoAprendiz

Cuando en una profesión liberal no hay precios estipulados sobre el trabajo que se realiza, el precio se coloca como uno de los principales problemas a la hora de trabajar.

En la fotografía es muy complicado estipular un precio, quizás te puedes orientar por otras personas, pero siempre de manera algo subjetiva, pues no es fácil saber si tu trabajo es mejor, peor, vale más o menos que el del vecino. Cada vez hay más competencia, la gente se "pica" por chorradas y a veces se olvidan del verdadero valor de este trabajo, que es la constancia y la preocupación de superación de uno mismo, y no de los demás.

Muchos quieren ser mejores que otros, pero en el mercado no existe esa competencia como tal, sino que siempre habrá suficiente demanda como para tener un cliente cercano si eres fiel a tu trabajo. Lo importante es mejorar día a día y saber que tu trabajo está evolucionando, que cada vez ofreces más calidad. El tiempo no corre a favor ni en contra, con esfuerzo siempre llegaremos todos a nuestro propósito y lo único que hay que hacer es mirar adelante.

Es típico escuchar, fulanito te ha quitado tal trabajo, menganito cobra menos que tú y hace más fotos, perico hace las fotos gratis… etc. Para mi eso no es lo importante, sino el cliente que busca mi trabajo porque le gusta lo que hago, no porque sea más barato o le regale las fotos. A veces nos obsesionamos con realizar todos los trabajos, caros, baratos, mal pagados y si realmente esa es nuestra meta, creo que hay una grave equivocación. Hay que centrarse en algo, poco a poco se llega, esto va todo muy despacio, pero al menos se debe tener una idea clara.

Si regalas tu trabajo doy por hecho una cosa, y es que no vives de la fotografía. Si cobras muy barato puede que intentes vivir de la fotografía, pero no lo conseguirás. Entiendo que esto se debe hacer en los comienzos, no es fácil darse a conocer, pero cuando se tienen las cosas claras y quieres vivir de la fotografía, hay que olvidarse de la gente que no te contrata porque te dice que eres caro. Tú siempre debes pensar que no eres caro, simplemente hay personas que no quieren gastarse x euros en unas fotos. Hay gente que se puede permitir un Passat y a otros les parecerá caro, pero realmente no es que sea caro, es que su presupuesto o su concepto de dinero de inversión para un automóvil, no se ajusta al precio del Passat.

También influirá la zona en donde vivas y los precios de alrededor, aunque siempre que tu trabajo sea bueno tendrás un hueco en este mercado.

El precio de tu trabajo es el que te mantiene todos los meses a flote y te hace vivir de la fotografía. ¿Es siempre caro algo que no podemos pagar? yo diría que no, cada cual tiene su mercado.








Sent from my iPhone